El concepto de cambio;  la necesidad, la resistencia y el temor a cambiar, es algo muy frecuente en las personas y en las organizaciones.   Pero nos encontramos también con que, junto a esa percepción que parece generalizada, la manera en que cada uno vive el cambio es única, personal,  diferente y, por supuesto, absolutamente lícita.  Y así,  la misma situación puede percibirse como  ruptura, o transformación, o evolución, o proceso … Y también puede vivirse como una amenaza o como una oportunidad.

Lo que sí es bastante habitual y común es que los cambios se vivan más bien en negativo, con temor,  ansiedad e incluso dolor; emociones causadas por  la incertidumbre de enfrentarnos a entornos nuevos y desconocidos.

A mi me parece que el cambio es un proceso adaptativo e inevitable, continuo y  natural  en todo ser vivo que pretenda perdurar, mediante el cual respondemos con determinados comportamientos a los continuos estímulos de todo tipo que recibimos de nuestro entorno.

Hay un interesante libro del físico y profesor Jorge Wagensberg : “LA REBELIÓN DE LAS FORMAS O cómo perseverar cuando la incertidumbre aprieta”, que contiene sugerentes ideas en torno a los conceptos del cambio, la adaptación y la selección.  No me resisto a transcribir el siguiente párrafo  : “En el mundo inerte permanecer significa seguir estando (la estabilidad); en el mundo vivo permanecer significa seguir vivo (la adaptabilidad) y en el mundo culto permanecer significa seguir conociendo (la creatividad).

Comparto plenamente ese concepto de “adaptabilidad” para permanecer y seguir vivo …  Y me vale tanto para las personas como para las organizaciones. Quizá una de las claves esté en entender que, cuando algo cambia también algo perdura y, si somos capaces de identificar y tener muy claro qué es aquello que  queremos conservar (nuestros “irrenunciables”), entonces es mucho más sencillo afrontar el cambio del resto de cosas que haya que cambiar, para no perseverar precisamente en el camino equivocado, en el “wrong way”.

Jordi Foz

Anuncios