Secretos

Secreto “A quien dises el secreto das tu libertad. Richard Blount 9 julio 1553” … Esto es lo que dice literalmente la inscripción que reproduce la fotografía, que tomé hace ya muchos años en la Torre de Beauchamp, uno de los edificios que forman parte de conjunto de la Torre de Londres, y que durante varios siglos fue utilizado como prisión.  Se pueden encontrar en internet fotografías mucho más claras, pero … esta es “la mía”.

Siempre me ha intrigado, y lo sigue haciendo, esta inscripción grabada hace 460 años en el muro de una prisión … ¿quién fue Richard Blount? ¿por qué razón y con qué intención grabó esta frase? ¿qué quería transmitir y a quién? ¿qué historia existe detrás? ¿por qué la escribió en español?

Y, yendo un poco más allá … ¿es cierto que todos tenemos secretos? ¿y que todos necesitamos contarlos a alguien en algún momento? ¿cómo se relacionan los secretos y la confianza? ¿la generan o la impiden? ¿cuál es la relación entre información y libertad? ¿cómo acostumbramos a manejar la información? ¿tenemos clara la diferencia entre informar y comunicar?

Como veis, muchas preguntas y ninguna respuesta … Hay un aforismo, que seguramente todos hemos oído en alguna ocasión, que se formula de distintas maneras y  se atribuye a muy diversos autores  : “Uno es dueño de lo que calla y esclavo de lo que habla”

Y tú … ¿estás de acuerdo en que “a quien dises el secreto das tu libertad”?

Jordi Foz

Anuncios

11 comentarios sobre “Secretos

Agrega el tuyo

  1. Hola jóvenes “vesperianos/as”:
    Esto de los “secretos” me ha recordado otro palabro que parece, en muchas ocasiones, cosido al primero. Y no es otro que la palabra “mentira”.
    Hace tiempo, en una película con guión ,director y actores vascos, el protagonista le decía a otro personaje:
    “… ten cuidado la primera vez que mientas… porque una mentira te llevará a otra y esta a una tercera y a una cuarta… y así hasta el infinito y cada vez será una mentira más gorda que la anterior… y necesitarás recordarlas todas…”
    Solo una asociación de ideas… por comentar…
    una abraçada
    ;-))

    1. Hola Bakio !!
      ¡ Qué razón tienes con la cuestión de las mentiras …! Los secretos, como las mentiras, hay que recordarlos para no meter la pata … Me has recordado uno de nuestros post que habla, precisamente, sobre la concatenación de mentiras. Te lo recuerdo : https://vespersolutions.wordpress.com/?s=la+vida+de+nadie.
      Gracias por tu comentario y otra “abraçada” para ti
      Jordi

  2. Jordi Foz provoca, aunque no dice mucho. Pero aporta las preguntas, que son lo más importante. Parte de las respuestas esta en el enlace (link) “todos tenemos secretos” (El País, 18-08-13), Coincido con las dos estrategias allí planteadas: (1) el silencio total, o (2) la total transparencia (ser en la vida privada como si estuviéramos en público). Creo que son estrategias complementarias. A veces, es mejor no comunicar el secreto ni a la persona más cercana, que es en verdad posponer la entrega de información, para no generar alarma o malos entendidos, en espera de una ocasión más propicia. Pero por lo general, es mejor no guardar secretos que nos hacen vulnerables. Gracias a Vesper Solutions por sus 22 autores que inspiran, soy fan de dos de ellos, Echeverría y Kofman. Gustavo Quiroz Arbulu (Lima)

    1. Estimado Gustavo,
      No podrías hacerme mayor elogio que el decir que “provoco” … Eso pretendo y creo que esa es la esencia de lo que pretendemos cuando ejercemos el coaching o la docencia : provocar … la reflexión y la curiosidad intelectual. Y, efectivamente, en ese empeño, la pregunta me parece el arma más poderosa. Muy de acuerdo en que son estrategias complementarias. Ya hace muchos años que “casi” nunca creo en el blanco/negro, sino en las escalas de colores y en los matices. Y, como no, Echeverría y Kofman forman parte del “núcleo duro” de nuestros autores de referencia.
      Gracias por tu comentario y un cordial saludo,
      Jordi

  3. Sólo por intuición, sin mediar ninguna reflexión, digo que sí pierdes tu libertad cuando confías un secreto. Un abrazo Jordi

    1. Si hablamos de intuición, no puedo estar más de acuerdo. Si tuviera que elegir “sin tiempo a pensar demasiado” … pues mejor calladito, que nunca te arrepentirás de hablar poco …
      Otra cosa es que a veces, si tienes MUCHA suerte, uno prefiera ceder y “compartir” su libertad con quien comparte también su secreto. Pero me temo que eso sólo puede suceder con muy pocas personas y demasiado pocas veces.
      Me ha hecho mucha ilusión tu comentario, Luisa. Gracias y otro abrazo, muy, muy, para ti.
      Jordi

  4. Mi primera reacción al leer el post fue estar totalment de acuerdo con la frase que mencionas y pensé: “mejor no contar nada, por si acaso”. Sin embargo, después de dos días, cuando lo he vuelto a leer he pensado: “cuánta importancia nos damos!”
    Secretos tenemos todos; los contemos o no la vida sigue su curso; a veces, al contarlo, el secreto pierde su fuerza y otras veces se enriquece; pero si deseas compartirlo, cuéntalo; y ya sabemos a quién se lo contaríamos y a quíen no; quizás aquí entraría la cuestión de la confianza, pero más por la conexión personal que por lo que pueda pasar.
    Gracias Jordi por “provocarme” (como dice Gustavo) una vez más.
    Dolors

    1. Me encantó el comments de Dolors: Cuánta importancia nos damos!! y “al contarlo, el secreto pierde su fuerza y se enriquece”. Anoche conté un doloroso secreto a dos amigos, sobre un hermano desaparecido. Sentí como una liberación, y una paz interna. Nada de qué lamentarse ni avergonzarse. Gracias por compartir.

    2. Hola Dolors! Creo que una vez más das en el clavo con tu comentario de … “Cuánta importancia nos damos¡” Lo que planteas es dónde estamos poniendo el foco habitualmente y cuánto de egocentrismo encierra nuestro comportamiento. Y así parece haberlo visto también Gustavo, con esa experiencia personal y extraordinaria que ha compartido con nosotros. Gracias a los dos dos.
      Y gracias Dolors por seguir “dejándote” provocar.
      Una abraçada
      Jordi

  5. Jordi me has ayudado con la reflexión y comparto lo que dices. Una se siente honrada cuando es receptora de una confidencia, y a la inversa comprendido.

    Que lío lo de escribir en los dos géneros para quedar bien con todos/as…..

    1. Sí, lo de los dos géneros es una dificultad añadida … Algún día podemos hablar de eso. Yo procuro llevarlo con toda “naturalidad”, quien me conoce ya sabe cómo pienso …
      Gracias y feliz semana
      Jordi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: